Mirada infinita, trabajando con una lente de focal fija.

/ febrero 3, 2020

Comenzamos ya el pasado mes de enero con sesiones de books de modelos de este 2020. Este año Laura ha sido la primera en pasar por nuestro estudio para una sesión de fotos. Volvemos a jugar con los distintos fondos y colores menos llamativos para centrar un poco más la atención en la mirada, en la conexión de la modelo con la cámara y la fotografía.

Para esta sesión hemos empezado con un fondo blanco y luego hemos pasado a un estampado y uno negro que hemos teñido con un toque azul y dorado para darle un poco más de profundidad a las fotos. Además, en esta ocasión, aparte de usar los flashes de estudio hemos hecho uso de un foco de luz continua y una lente Canon 85 mm f1.4 que nos da esa versatilidad de trabajo en espacios menos luminosos y nos ofrece unos desenfoques tan atractivos.


En breve volveremos a salir a exteriores para nuevos proyectos antes de empezar la campaña de comuniones del mes de mayo.

Compartir esta entrada